domingo, 15 de marzo de 2009

Ya no crees ni al vino que bebes.

Estás casi seguro de que has tirado tres veces la toalla y aun con la rodilla en tierra los golpes siguen cayendo. ¿Dónde se ha metido el árbitro? ¿y la campana porqué sigue muda?
Habrá que seguir encajando con la esperanza de que el temporal amaine; esperando que se canse de golpear antes que tú de encajar.

Nunca hubo mucho en lo que creer. Ahora menos. Si tienes que creer en algo en estos momentos es en que los golpes van a seguir cayendo. Uno tras otro, rítmicamente. Si tienes que creer en algo será en que la campana no sonará. Quizá fuera bueno soltar la mano de vez en cuando para marcar una ligera distancia y buscar el aire que no tienes.

Ya no crees ni en creer, porque ya no te crees ni el vino que bebes.



Post escrito escuchando la canción que veis y con una copa de "Côte du Py" 2005 Morgon de Dominique Piron. Un vino que te hace volver a creer.

20 comentarios:

Olaf dijo...

Es curioso. El otro día fuimos a la presentación de la añada 2006 en Lavinia, eran Burdeos y vinos españoles de "alta gama"... La verdad es que salimos mas o menos como comentas algo desencantados y sin mucha "fe". Nos fuimos a mi casa y acabamos la noche con dos vinillos mucho mas sencillos, de esos de menos de 10€ pero de los que te hacen volver a creer. Y uno de ellos era un Beaujolais, un Côte de Broully de JP Brun, el otro un Muscadet de l'Ecu... Son de agradecer estos vinos que con su sencillez y su franqueza consiguen atraparme y cautivarme y... volver a creer.
Saludos
Olaf

José Luis Giménez dijo...

No sé todo esto dónde va. Quiero decir que causa un vínico desasosiego el ver más y más vinos de pasarela y pretenciosidad dentro las botellas.
Cada vez parece que más sencillo hacer vino, y cada vez es más dificil encontrar vino dentro de ellas.

Saludos,

Jose

SIBARITASTUR dijo...

hasta yo empiezo a pensar así, y lo digo porque tengo muchos menos conocimientos y llevo menos tiempo interesado en el vino que vosotros...

José Luis Giménez dijo...

Es que somos muy mala influencia Sibaristastur. De hecho soy el tipo de persona con el que mis padres no me dejaban juntarme de pequeño }:-)

Míralo desde otro punto de vista. Quizá estás mirando con esceptecismo y a hacerte más preguntas de las que algunos vinos son capaces de responder; e incluso algunas de las respuestas que pueden dar algunos de los vinos no sean ni medio coherentes.

Saludos,

Jose

SIBARITASTUR dijo...

lo digo mas bien por que en las franjas de precio que me puedo permitir hay muy pocoas cosas q me apasionen, y que me gusten quizá un 20 % por poner un numero, luego hay mucho que esta bien sin mas y otras pocas para olvidar..

José Luis Giménez dijo...

Hombre Sib (permíteme que te acorte el nombre, pero se me hace cuesta arriba el escribirlo completo todo el tiempo ;), no sé en qué franja económica te mueves, pero sí has visto el precio de los vinos de los que solemos hablar. A mi me parecen razonablemente asequibles para enochalados. De hecho es muy raro que hablemos sobre vinos que valgan más de 20 EUR. Por poner un ejemplo, este vino de Piron referido en este post costó 9 EUR, bien es cierto que en bodega, pero aun así.

Solemos hablar por aquí de vinos para poder beber a diario. Algunos son una mala sorpresa, otros son sospechosos habituales y algunas veces nos encontramos con auténticas gangas y que realmente te pueden cautivar.

Por otro lado el problema subyacente es el que se ha instaurado en la conciencia colectiva que a mayor precio, más no gustará el vino y en esta escalada parece que sólo esta crisis está plantando el freno. Pero freno económico, porque la estupidez no tiene límite.

Es continuo el mensaje de pequeñas vinificaciones, dificultades de la vendimia, todo muy escogido, cuvées ultrapremium, maderas talladas con castores aleccionados que además tocan el piano como Richard Clayderman y bla, bla, bla... y publireportajes en todas las revistas/webs... y muchicríticos y muchipuntos...
Ah, y el vino para catar. ¡Lo han sacado de las mesas!
Y a un enorme listado de olores, trufado de chocolate, balsámicos y nobles madera le denominan complejidad... Asqueante.

Cuesta mucho trabajo encontrar en este mar de mediocridad cosas que realmente merezcan la pena. Aguantar el oleaje y buscar y rebuscar los vinos que ameritan nuestra atención y que nos hacen mantener la fe en el vino. Cuesta sudor y billetes, pero cuando los encuentras y te los bebes te das cuenta de que la búsqueda merece la pena.

Saludos,

Jose

SIBARITASTUR dijo...

jose luis, lo del nombre como tu quieras. La franja a la que me refiero es la que tu dices pero debido a la crisis no llego muchas veces. Soy un "recien llegado" como quien dice y me falta mucho aún, pero estoy en "la busqueda". Aún me pierdo con los españoles y casi ni he empezado con los "franceses", ademas de que tu estas en un sitio con una gran oferta, aqui tenemos 2 sitios buenos y que no deben pasar de las 1000 referencias.
Logicamente no soy de los q piensa q cuanto mas dinero cueste es mejor, para nada. estoy intentando hacer " mi criterio" e intento aprender de todos vosotros, es apasionante aunque nos intenten colar verdaderas ponzoñas...

José Luis Giménez dijo...

Bueno, yo en crisis llevo toita mi vida. Una veces mal y otras peor, de modo que mi rango de precios siempre consiste en estar a la quinta pregunta :-/
Uno de los motivos por los que acepté, hace un año aprox., el participar junto a Olaf en este blog fue el mostrar que se puede beber bien sin dejarse un jornal en ello. Por lo demás, no dejes que las fronteras te limiten. Cuánto más ensanches tu mundo, más disfrutarás.
Aun viviendo en Madrid se echan de menos más referencias. Supongo que fruto de la eterna búsqueda e insatisfacción del ser humano. Aunque ha mejorado mucho el panorama en la última década esto no obsta para que siempre sea mejorable. Supongo que extramuros la cosa se pone peliaguda con respecto a la disponibilidad de muchos vinos.
La única vía que queda es la del envío, que resta flexibilidad e incrementa el coste total merced a los gastos de transporte. Aun así algunos se lo trabajan un poco y si mal no recuerdo (o ha cambiado), p.j., Coalla Gourmet no cobra portes a partir de un determinado coste que no era nada descabellado (y tiene una sección de blancos de lo más apetecible). La MacroTienda (esto es, Lavinia ;) de vez en cuando no cobra portes a los socios.
Hay más tiendas que seguro te pueden remitir vinos. Algunas de ellas las hemos nombrado aquí y allá, ya sabes (hace un par de posts, p.j.)

Saludos,

Jose

Sobre Vino dijo...

Jose,

Celebro que te gustara.

Abrí el otro día un Quartz 2004 de Piron y está ahora mismo espectacular. ¡¡Las esperas merecen la pena!!

Del Côte du Py me queda sólo un Magnum de 2004... ¡Y mira que me traje botellas! Fantástico vino.

Un saludo.

José Luis Giménez dijo...

Ya te comenté que no tengo problema en arrinconar las botellas para esperar el momento que puede parecer adecuado ;)

No creas que no me acordé de quién trajo estas botellas :))))))))))) y todavía tengo por aquí esas de Chenas Quartz #-D

Abrazotes,

Jose

IGLegorburu dijo...

¡Tranquilos hombrecillos de poca fe, que aún quedan reductos cual pequeña aldea gala en donde hincar nuestras encías y meter nuestras fosas nasales! (ponedle entonación adecuada) :-)

Sí, a veces uno cae en el aburrimiento (peligroso) ante demasiada homogeneidad. El otro día hice una cosa curiosa que explicaría lo anterior...pero ya os la contaré el día 3 si nos vemos probando, espero, algunos de esos reductos.

Mientras, por aquí, seguimos sin aburrirnos :-)

Un abrazo

José Luis Giménez dijo...

Soy de natural descreidillo, ya sabes. Afortunadamente quedan reductos vínicos en los que refugiarse, como cuando jugábamos al escondito cuando eramos pequeños :)
Ya nos contarás el próximo día en que nos juntemos. Por cierto, ya he leido alguna nota de cata tuya reciente que muestra lo muuucho que has sufrido :-P

Saludotes,

Jose

IGLegorburu dijo...

Bueno Jose, algo de vino hemos tomado últimamente y ha habido de todo. Desde VINO...a vino, pasando por Vino, VIno, VINo...Pero no me refiero a eso.

Me pasé por una feria...y hasta ahí puedo contar.

Un saludo

José Luis Giménez dijo...

Ya nos contarás lo que sea contable ;))

Saludos,

Jose

Benjamín B. dijo...

Por lo menos tengo el consuelo de que esos vinos pretenciosos y caros no son un mal de pocos. Aquí en México salen vinos cuyos nombres se cacarean mucho y a la hora de probarlos, son más de lo mismo. Eso sí dejándote la cartera temblando. Pero no hay que ser pesimistas todavía se encuentra vino.

José Luis Giménez dijo...

Bienvenido Benjamín, creo que es la primera vez que te pasas por aquí.

En efecto, todavía se encuentra vino que merece ser llamado así. Lo malo es que cada vez hay más paja y menos grano. El número de los segundos parece crecer de forma líneal con apenas pendiente y el de los primeros de manera exponencial con asíntota vertical pegadita a ella.

¿Pesimista yo? Naaaaa... Bien informado ;) y con las gafas de color rosa perdidas en algún baúl.

Saludos,

Jose

ekik dijo...

Yo también estuve en la presentación de la añada 2006 en Lavinia, y desde luego lo que puede comprobar es que los vinos más caros no eran los que más valían...y hubo muchos ejemplos de ello. Además pude constatar una gran uniformidad en aromas y sabores en muchos de ellos, siendo muy complicado extraer las características propias de la tierra y/o variedad de la que procedían. Estoy de acuerdo en que cada vez hay más paja y mucho menos grano, y lo peor de todo, es que la paja se paga a precio no de grano sino de oro.

José Luis Giménez dijo...

Hola Kike,
me pongo hoy mi traje de Mr. McFisto y me pregunto si esa uniformidad que citas no será lo que esté comenzando a caracterizar realmente las zonas en un formato de horrible Pangea enológica }:-/

Saludos,

Jose

samuel cano dijo...

Joder como estais, no haceis más que quejaros. Estube el fin de semana por el sur y he bebido cositas impresionantes. Por cierto me he subido mucho vino que tendremos que catar, una pena que el dia 3 no pueda estar con vosotros aunque en semana santa andaré los 4 dias por madrid.

Por cierto y entre lo que he probado, un coupage de 3 blancas, no diferente, seguramente unico. Y en tintos, un pinot noir con 12 meses de barrica nueva que parecia un maceración carbonica aún. Como veis aún quedan reductos galos como dice iñaki.

Salud y buen vino

José Luis Giménez dijo...

Aunque no quede espacio para el optimismo sí quedan resquicios de enoesperanza.
Hombre, no nos dejes ahí con la información a medio dar, ¡cuéntanos más de esos vinos que has probado!

Saludotes,

Jose